viernes, junio 08, 2012

Heliotaurus ruficollis

Uno de los inquilinos habituales en Thapsia villosa y otras flores es este peculiar y llamativo escarbajo que de no ser por el tórax rojo pasaría como uno más de los muchos escarbajos negros. En las flores hacen toda su vida, copulan, ponen los huevos, las polinizan y también se alimentan de ellas. Podemos encontrarlo en mayor número a final de la primavera y a principios de verano en diversas zonas de la península. Además del tórax rojo también destacan sus largas antenas.

2 comentarios:

HibernoManchego dijo...

Muy bien. He tomado fotos de uno de estos hace una semana pero he identificado mal. Por suerte tu has puesto este entrada en tu blog.

Juanjo dijo...

Ya te hincharás de verlos, que ahora es buena época, ahora ya seguro que no se te olvida.

Salu2