jueves, octubre 30, 2008

Presa de Puente Navarro

En los años 80 ya estaba bastante deteriorado todo el ecosistema y el Río Guadiana aun llevaba agua pero ya no era lo que fue. En un intento de mantener con humedad las Tablas de Daimiel se construyó esta presa que cortaba el caudal del Guadiana para que el agua se retuviera allí y no continuase por el cauce, sin embargo al actuar el acuífero como sumidero de agua poco retiene esta presa ya el agua no se "pierde" por el cauce sino hacia el interior del acuífero. Aun llevando bastante tiempo toda esta zona seca el Minsiterio nos deleita con su sentido del humor al haber colocado recientemente un cartel de "Prohibido bañarse" y otro más gracioso aun de "Respeta el entorno" mientras la administración aumenta las hectáreas de regadío a costa del acuífero e ignora la directivas europeas que obligan a los estados miembros a recuperar todos los cauces fluviales antes de 2015. Unos metros más adelante el Puente Navarro se resquebraja por abandono y el molino de Puente Navarro, una estructura mucho más útil y ecológico para la regulación de las aguas fluviales que la presa se encuentra convertido en un bar. ya sabes "Respeta el entorno"

1 comentario:

miradadelince dijo...

vaya tela,que pena lo de tablas de Daimiel